O CRIME DE CATOIRA (O cego da Xestosa)


Virgen santa del Carmelo,  que disjracia acontecida

Prestame tu luz devina,  y dame tu santa jracia.

Pra relatar el crimen, maior que gente cristiana vio

desde que al mundo vino, el higo de tus entrañas.

      En la Ciudad de Catoira, a la veiramar pousada

      Habitaba un caballero, con su muger y su hermana

    Con el vivian seis higos, un criado y dos criadas

    De todo el pueblo queridos, por su muy buena crianza. 

    Tenia el tal caballero, llamado Don Luis Tejada

    Sona en el Pais de sere, hombre rico por su casa.

Y el dia cuatro de Octubre, a las dos de la mañana

Cinco feroces bandidos, el adificio asaltaban.

Adentranse en la vivenda, cojen al criado da casa

Y al desjraciado que berra, hacen con il la matanza.

     Las criadas danse conta y por defender a su ama

     Acoden con canivetes abertos la mau armada

     Mais asejun se aprosiman reciben en las illarjas

     Dos tremendos jarapaldos, y luejo seis puñaladas.

     Tan jrandes son las feridas, que las dejan coma ranas

     Espateladas deriba de un charco de sanjre basta.

No contentos los forajidos, de esta cobarde fazaña

Y metense en las alcobas que niños y niñas jardan.

Dejando a las creaturas de tal xeito acrebilladas,

Quel que mas enteiro queda, es una pobre peldraña.

     Y acode el buen caballero, al berrar la miudanza

     Y tres de los bandoleros lo cogen de las solapas

     Y despues de sacodirlo como quen sacode una sabena

      Contra las lousas del piso le dan unas cabezadas

      Que al instante botan fora toda la masa encefalica

      Mais il que es hombre valente  ni por esas se la casca

      Y votandose a los ladrones, lo mesmo que un can de rabia

      A couces a puñetazos y a mordedelas calcadas

     Consije chimpar dous dellos y les masca las entrañas.

Enton el otro bandido, que la imajen presenciara

Le manda un jolpe tremendo con una enorme navalla

Don Luís le llama una cosa, que es una fea palabra

Da dos voltas, chosca un ojo, pernea un pouco y acaba.

Y  aquí termina señores la estoria ben contada

Deste sanjrento suceso que a Catoira costernara.

(Está transcrito, tal como mo escribiu a min, a Sra. Hermelinda Sousas Castro da familia de Sousas do Concello da Estrada o 12 de Novembro do ano 1979)

Imaxe

Advertisements

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s